SECCIONES

lunes, 9 de diciembre de 2013

Quien tiene una caja, tiene un tesoro

¿Cuántas cajas de cartón tiramos a la basura al año? ¿Cuántas se quedan olvidadas allí, en un rincón del garaje o trastero? ¡Demasiadas! Pero eso se acabó... si hacemos lo que hoy les propongo.



¿Y si una o varias veces al mes seleccionamos algunas de esas cajas (ya sean grandes o pequeñas), se la mostramos a los pequeños y les preguntamos qué juguete podemos fabricar con ella? 
Tal como expresa la viñeta de Tonucci, las posibilidades creativas de una caja son infinitas, y no solo nos permite desarrollar el juego creativo de los pequeños, sino además que ellos mismos sientan ese juguete como suyo al haber participado en el proceso de su elaboración, pues no será un juguete ya construido, sino un juguete cuya idea ha salido de sus cabecitas pensantes y en el que han dejado su huella personal.
Siempre, siempre, algún niño propondrá algo, pues una caja de cartón, al ser tan simple y sencilla permite inventar miles de cosas, y en el caso de que no surgiesen ideas atractivas para ellos, nosotros como guías y ayudantes de su aprendizaje podemos ofrecerles pequeñas ideas o pistas.
¡Y más aún! Si esa caja se pudiera transformar en algún objeto relacionado con aquel centro de interés o proyecto que se está trabajando en clase...¡estupendo! Aquí dejo algunos ejemplos a modo de inspiración:

Para los medios de transporte, un súper coche de policía que, cambiando el diseño, se puede transformar en un coche, en una ambulancia, en un camión...


Para las casas, ¿qué tal construir nuestra propia casita? ¿Y nuestro propio castillo? ¿Y una gran ciudad en clase? Y si damos las profesiones.. ¿construimos un hospital? ¿una peluquería?¿la cocinita de un restaurante?



 En carnaval podemos disfrazarnos de cabezudos, o hacer mil caretas diferentes:



Una mega pista de coches:


Una casita de muñecas:


Teatrillos para marionetas:

Y ahora que entramos en la época navideña, podemos hacer... 

- Un árbol de navidad.
- Si la caja es grande, grande, nuestro propio portal de Belén (para utilizarlo a modo de escenografía)
- Para cajas medianas, decorarlas y empapelarlas para dentro meter regalitos.
- Teatrillos con motivos navideños para contar cuentos de esta época.
- Un trineo como el de Papá Noel

Todo está en la imaginación... solo hay que dejarla volar, y en eso los niños son expertos.
¡Así que recuerda! cuando necesites algún juguete para el aula, piensa junto a los peques en si utilizando cajas de cartón podrían elaborarlo. Los resultados, con paciencia y empeño, son preciosos... además del ahorro económico que supone y el segundo uso que así le damos a estas cajas. Sería una nueva tarea en el aula para los peques: la de investigar e imaginar qué podemos hacer con ella. Así, los juguetes comerciales, poco a poco, dejarán de ser los protagonistas en la escuela.

10 comentarios:

  1. Que ideas tan buenas y creativas, muchas gracias. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Paqui, me alegra saber que te han gustado. Un besito.

      Eliminar
  2. ¡Qué buenísimas ideas! Nosotros hemos forrado algunas y convertido en regalos ja ja Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Qué bien! Seguro que les han quedado preciooooooosos. Después pueden volver a utilizarlas para guardar cositas. ¡Un saludo!

      Eliminar
  3. Me gustan todas las ideas que propones. Gracias por compartir y genial el cambio de look : )))
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias Noelia! Hacía falta un pequeño cambio, un saludo.

      Eliminar
  4. Son unas ideas muy originales... Muchas gracias por compartir. Un beso

    ResponderEliminar
  5. ''Todo esta en la imaginación''. ¡Qué gran verdad!. Todas las que tenemos cierta edad hemos jugado alguna vez en nuestra vida con una caja y es que jugar con cosas que nos hagan pensar es lo más enriquecedor que existe. Me encanta que lo promuevas sobretodo por estas fechas que se mueve tanto consumismo. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias Carmen por tu visita! Tienes razón, las cosas simples son las que más juego dan... y más magia tienen, puesto que puedes inventar mil cosas con ella. Hay que promoverlo, que si no el consumismo nos consume y nos atrapa. Un besito.

      Eliminar

¡Gracias por enriquecer este rinconcito con tu comentario!